Por falta de quórum no seaprobó la reforma política

Plantea un cambio estructural al sistema electoral colombiano y combate las irregularidades que se presentan durante la campaña política.

La plenaria del Senado comenzó la discusión y votación del proyecto de reforma política anticorrupción, que plantea un cambio estructural al sistema electoral colombiano y combate las irregularidades que se presentan durante la campaña política.
Aunque se tenía previsto que la iniciativa fuera aprobada la falta de quórum frustró la votación de la propuesta legislativa.
Tan solo se logró avanzar en la discusión más no la aprobación de los artículos que buscaban establecer la lista cerrada y paritaria para la elección de las corporaciones públicas como el Congreso de la República, los concejos municipales y las asambleas departamentales, además de la financiación estatal de las campañas políticas.
Temas álgidos
Sin embargo, aún quedan pendientes temas álgidos como el voto obligatorio, el transfuguismo para que los congresistas puedan cambiarse de partido por una sola vez sin recibir sanción por doble militancia y la posibilidad de que estos también puedan ser ministros.
El ministro del Interior, Alfonso Prada y el presidente del Congreso, Roy Barreras, esperan que la próxima semana se pueda terminar la discusión y votación de este proyecto que hace parte de las reformas del cambio que prometió el Gobierno durante la campaña electoral.
El ministro Prada afirmó: “No creo que haya ningún gesto ni hostil ni nada parecido. Creo que vamos con los tiempos, de hecho, estamos acelerando en la medida que tenemos actos legislativos que tienen dos vueltas, que tienen términos y en diciembre tienen que estar votados, en cambio las leyes tienen la posibilidad de hacer transito con más tranquilidad e incluso podemos convocar extras, de tal manera que los tiempos van bien y sobre la planeación que hemos hecho junto con el Congreso”.
Se espera que el proyecto de reforma política avance rápidamente en los próximos días en la plenaria del Senado para que el texto pueda pasar a la Cámara de Representantes en donde deberá surtir su aprobación en tercer y cuarto debate.
Como se trata de una reforma constitucional, la misma necesita ocho debates, razón por la cual en marzo del próximo año deberá pasar nuevamente por el Senado y la Cámara para las últimas cuatro discusiones.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest